Inicio TITULARES PRENSA La escasez de enfermeras/os durante el verano: Un problema cíclico en la provincia de Castellón

La escasez de enfermeras/os durante el verano: Un problema cíclico en la provincia de Castellón

por Gema Casanova

España ocupa el puesto 21 de los 26 países europeos analizados, con una ratio de 6,16 enfermeras por cada 100.000 habitantes.

  • Durante el verano, la falta de personal y el cierre de camas hospitalarias en Castellón aumentan la presión sobre las enfermeras, poniendo en riesgo la seguridad de los pacientes
  • Las enfermeras en Castellón enfrentan contratos temporales y precarios, acumulando numerosos contratos al año, lo que afecta su estabilidad laboral y bienestar personal
  • El COECS insta a las autoridades a tomar medidas urgentes para paliar la escasez de enfermeras y garantizar una atención sanitaria de calidad en Castellón, especialmente en verano

CASTELLÓN (2024-7-10) Desde el Colegio Oficial de Enfermeros y Enfermeras de Castellón (COECS) se hace un llamamiento a las autoridades sanitarias para que tomen medidas urgentes y eficaces que permitan paliar esta situación y garantizar una atención sanitaria de calidad para todos los ciudadanos de nuestra provincia, especialmente durante el periodo estival.

La adecuación de la oferta a la reducción de la demanda asistencial durante el periodo estival es la excusa que ponen, año tras año, los servicios de salud de las distintas comunidades autónomas para proceder al cierre de camas hospitalarias, de centros de Atención Primaria, a la reducción de intervenciones quirúrgicas o limitar las sustituciones del personal sanitario que disfruta de sus merecidas vacaciones. Sin embargo, se olvidan de la grave situación de escasez de enfermeras que sufre toda España y especialmente la provincia de Castellón, unido a este cierre de camas, provoca un incremento de la sobrecarga asistencial que han de afrontar en su día a día las enfermeras, lo que pone en grave riesgo la seguridad de los pacientes.

La presidenta del Colegio Oficial de Enfermeros y Enfermeros de Castellón (COECS), Isabel Almodóvar, recuerda que una gran parte de la profesión en Castellón «debe que convivir con contratos precarios y en condiciones indignas, llegando a acumular varios contratos laborales en un mismo año. En ocasiones, al llegar el verano, en lugar de poder disfrutar del merecido descanso, cuando la presión asistencial aumenta se anulan o aplazan sus vacaciones. Unas lamentables condiciones que durante años han obligado a muchas/os profesionales a mudarse a otras comunidades autónomas o a otros países para poder trabajar de manera estable y digna. Una fuga de talento enfermero que ha sido muy bien aprovechada por todos estos países”.

Desde el Consejo General de Enfermería se denuncia desde hace muchos años la grave escasez de enfermeras que tenemos en nuestro país. Este déficit ya es estructural en todo el sistema sanitario. Según los datos de nuestro Instituto de Investigación Enfermera «necesitaríamos más de 95.000 enfermeras para equiparnos a las ratios de enfermeras por habitantes que hay en los países de nuestro entorno», según Florentino Pérez Raya, presidente del CGE.

En Castellón, esta situación es especialmente crítica. La provincia, al igual que el resto de España, está muy por debajo de la media europea en cuanto a la ratio de enfermeras por habitante. Mientras países como Noruega tienen 21,68 enfermeras por cada 100.000 habitantes, España se encuentra en el puesto 21 de los 26 países europeos analizados, con solo 6,16 enfermeras por cada 100.000 habitantes.

Para el CGE, esta escasez de enfermeras está provocando efectos indeseados no sólo en la profesión, que trabaja de forma permanente con una sobrecarga asistencial que se vive como algo normalizado en nuestro día a día, cuando se trata de una situación que debería ser excepcional, también parece olvidarse que ello pone en grave peligro la seguridad de los pacientes.

En Castellón, esta situación se agrava durante el verano. El no disponer de unas plantillas suficientes de enfermeras y enfermeros que puedan ofrecer una atención y cuidados de calidad a los pacientes y al conjunto de la ciudadanía conlleva una mayor probabilidad de riesgos, complicaciones, reingresos, efectos adversos, e incluso, fallecimientos, como constatan numerosos estudios científicos nacionales e internacionales publicados a lo largo de los últimos años.

Related Articles

Deja un comentario

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad