Inicio SANIDAD EL BAROMETRO SANITARIO REGISTRA UNA REDUCCIÓN EN LA SATISFACCIÓN DE LOS CIUDADANOS CON LA SANIDAD PÚBLICA

EL BAROMETRO SANITARIO REGISTRA UNA REDUCCIÓN EN LA SATISFACCIÓN DE LOS CIUDADANOS CON LA SANIDAD PÚBLICA

por Admin

El Ministerio de Sanidad, en colaboración con el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) ha publicado el barómetro sanitario 2012. Según se desprende de esta macroencuesta a los ciudadanos sobre la sanidad “el 70,6% de los españoles opina que la sanidad funciona bien o muy bien”. Pese a ello la nota del Ministerio de Sanidad no señala que en años anteriores este nivel de satisfacción era algo superior ya que en 2010 eran casi el 74% de los encuestados los que estaban satisfechos con la sanidad pública y en 2011 erán el 73,1% (en un ciclo progrsivo que venía sucediéndose desde 2007 sin interupción hasta este año, en el que ha comenzado a decrecer la satisfacción de los usuarios).

Según el informe de 2012 “en una escala de puntuación del 1 al 10, la satisfacción general de los ciudadanos con el sistema sanitario público se sitúa en 6,57 puntos”. El año 2011 esta nota ascendía a 6,59 y el pasado 2010 el estudio registaba la misma nota que en 2012 por lo que se observa un ligero retroceso.

La mayoría de los ciudadanos se manifiestan partidarios del uso del sistema sanitario público frente al privado. Así ocurre en las distintas opciones analizadas por el estudio. Por ejemplo, en las consultas de atención primaria hay un 64,4% de encuestados que prefiere las de la sanidad pública. En cuanto a las consultas de atención especializada están casi empatadas entre la pública y la privada (51,1% de usuarios prefieren la sanidad publica). A la hora de valorar los ingresos en hospital un 60,7% prefieren la sanidad pública, al igual que en el caso de las urgencias en hospital (con un 60,1%, una cifra que supera a la registrada en 2011).

Según Sanidad este aumento de la preferencia por la sanidad pública “se justifica por la tecnología y los medios disponibles que disponen los centros y por la capacitación de sus profesionales médicos y de enfermería”. Para los centros privados, la rapidez en la atención y el confort de las instalaciones son los aspectos que decidirían su elección según las mismas fuentes.

Mejores cifras en la receta electrónica

Uno de los aspectos dónde la sanidad ha mejorado mucho según los ciudadanos es en la implantación de la receta electrónica. “Más de la mitad de las personas conocen  el sistema de receta electrónica, y 3 de cada 10 personas entrevistadas lo han usado”, explican en el informe. En total el 83,3% de las personas que lo han utilizado consideran que la principal ventaja de este sistema es que evita visitas a los médicos sólo para que les expidan recetas; además evita o reduce el cúmulo de medicamentos en los domicilios (31,8%).

En cuanto a la sostenibilidad económica del sistema sanitario el 42,5%  de las personas entrevistadas en 2012 estaban de acuerdo con que todos los pacientes pagasen sus recetas según su nivel de renta. Además, el 81,3% se manifestaban su desacuerdo con la posibilidad de que las visitas al médico de cabecera y a urgencias pudieran tener algún coste económico.

Las enfermeras, en alza

La atención recibida por los pacientes es una de los apsectos más relevantes de estas encuestas anuales. En el caso de la Enfermería los datos no podrían ser mejores ya que los usuarios han aumentado el grado de satisfacción del trato reecibido por este colectivo profesional desde el 7,44 (sobre 10) que recibieron en 2011 al 7,49 de 2012.

La atención en urgencias es otro de los aspectos a tener en cuenta por le aumento registrado en las encuestas. El uso no repsonsable de las urgencias ha aumentado por diversos motivos. La gente que acude a urgenicas porque su horario de trabajo no coincide con el de su médico de cabecera ha pasado del 38,3% en 2011 de los encuestados al 43% en 2012. Los que suan las urgencias porque alegan que en su centro de salud no existe ese servicio han pasado del 5,8% en 2011 al 7,8% en 2012. Durante el año pasado el 71% de los ciudadanos encuestados consultó al médico de Atención Primaria, el 45.6% al especialista y el 9,4% ha  ingresado en un hospital.

Más de 8 de cada 10 ciudadanos manifiestan que la atención clínica que han recibido en los distintos niveles asistenciales de la sanidad pública fue muy buena o buena (concretamente el 87,6% en las consultas de atención primaria, el 83,4% en las consultas de los médicos especialistasy el 86,7% en los hospitales).

Las listas de espera, el eterno escollo

http://sociedad.elpais.com/sociedad/2013/08/14/actualidad/1376477369_239595.html

Aspectos más valorados dela sanidad pública

En una escala de 1 a 10, los aspectos más destacados de la valoración de los servicios sanitarios son los siguientes:

En las consultas de A.P.:

1.    La cercanía de los centros (8,09).
2.    La confianza y seguridad que transmite el médico (7,80).
3.    El trato recibido por el personal sanitario (7,74)

En consultas de Especializada:

1.    El número de especialidades al que hay acceso (7,64)
2.    El equipamiento y los medios tecnológicos (7,54).
3.    El trato recibido por los profesionales (7,42).

En los hospitales:

1.    El equipamiento y la tecnología de los hospitales (7,93).
2.    Los cuidados del personal de enfermería (7,49) y médico (7,41).
3.    La información recibida sobre la evolución del problema de salud (7,39).

En las urgencias:

El 28,5% ha acudido a un servicio de  urgencias, siendo la población más joven  (entre los 18 y 34 años) la que acude en mayor proporción a este servicio. El 79% quedó satisfecho con la atención recibida (en 2011 era un 80%) y para el  66,8% la atención se produjo con rapidez frente (67,4% en 2011) al 31,9% que opinó lo contrario

El 45% de las personas que solicitan atención urgente fueron directamente al hospital, fundamentalmente por encontrarse fuera del horario consulta de su médico de primaria o por creer que en el hospital hay más medios para atender a la urgencia.

“Entre los aspectos mejorables destacan el tiempo de demora para el ingreso no urgente en el hospital (suspenso en este Barómetro 2012 con un 4,84 de nota); el tiempo que tardan los médicos especialistas en ver a los pacientes desde que piden cita (4,94) y el tiempo que se tarda en hacer las pruebas diagnósticas en atención especializada (5,04)”, añade el barómetro del Ministerio de Sanidad. En este sentido, las personas entrevistadas consideran que la repercusión que tiene el problema de salud sobre la autonomía del paciente para su propio cuidado debe ser el principal criterio para establecer el orden de las listas de espera para intervenciones quirúrgicas (53,8% de respuestas).

Los ciudadanos reclaman más homegeneidad en la sanidad de las CC.AA.

El Barómetro Sanitario 2012 muestra que la mayoría de los ciudadanos considera que la sanidad pública mantiene la equidad en sus prestaciones entre las comunidades autónomas (así lo cree el 42,8% de la población), si bien el 82,5% reclama a las comunidades autónomas que se deben poner de acuerdo a la hora de ofrecer nuevos servicios a los ciudadanos.

Los resultados del Barómetro Sanitario 2012 se pueden consultar en la página web del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, tanto el conjunto de datos marginales, como su tabulación por variables sociodemográficas, por clase social y desagregados por Comunidades Autónomas. Gabriel Ferrándiz/COECS.

Related Articles

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad